18 de febrero 2017

Continuando su política de manipulación de precios con fines políticos, Hacienda redujo el precio de la gasolina dos centavos. Del 18 al 20 de febrero la gasolina Magna se vende a 15.97 pesos por litro, la Premium a 17.77 y el diésel a 17.03. La disminución del precio al consumidor final se acompaña en una ligera disminución del subsidio1.

Qué significa esto? Que el gobierno mantiene su intransigencia de no echar para atrás el gasolinazo del 1 de enero.

El gobierno también mantiene el calendario de privatización del mercado de los combustibles.

El 18 de febrero entró en aplicación la etapa de fijación de precios cada 24 horas. Para los días martes, miércoles, jueves y viernes, los precios se establecerán el día anterior. Los viernes por la tarde Hacienda establecerá los precios para el fin de semana y el lunes.

El objetivo inmediato de la administración peñista es subir y bajar los precios unos cuantos centavos para acostumbrar a los ciudadanos a que los precios cambian constantemente.

Así, controlando las fluctuaciones mediante la manipulación de los componentes del precio el gobierno desalienta la protesta social, induce el olvido del gasolinazo de enero y prepara el terreno para fluctuaciones más importantes cuando el precio se haya librado a las fuerzas del mercado.

El gobierno sube y baja el precio a su arbitrio mediante los “incentivos fiscales” a los importadores y vendedores de combustibles. A esta acción el gobierno la denomina: política de mitigación de las fluctuaciones excesivas

Los precios máximos reflejan

- el movimiento en los precios diarios de las referencias internacionales (USGC).

- el tipo de cambio

- los márgenes de comercialización

- los costos de logística

- los impuestos (IEPS e IVA)

- los estímulos fiscales (descuentos en el IEPS)

- las necesidades de recaudación

- los ahorros del gobierno por medidas de austeridad

- los excedentes por tipo de cambio y aumento del precio del petróleo con respecto a lo presupuestado para 2017.

Los tres últimos factores determinan el margen de maniobra para subsidiar y tener movimientos graduales de los precios de los combustibles “de una manera fiscalmente responsable”.  

Para justificar el gasolinazo el gobierno satanizó los subsidios, ahora los utiliza a su conveniencia, sin importarle las inconsistencia, contradicciones y mentiras de su discurso oficial.

La manipulación de precios seguirá aún en el mercado liberalizado mediante el aumento o reducción de los “estímulos fiscales”. “La autoridad hacendaría podrá reservarse en todo momento la facultad de otorgar estímulos conforme considere conveniente… “Hay que recordar que los estímulos sobre impuestos resultan siempre en impulsos a las industrias sin afectaciones a los consumidores”, señaló en entrevista Guillermo García Alcocer, presidente de la Comisión Reguladora de Energía2.


Anexo

El Universal
http://www.eluniversal.com.mx/articulo/cartera/economia/2017/02/18/bajan-dos-centavos-gasolinas-pero-solo-hasta-el-lunes

 

01

 

1 Hacienda disminuyó los estímulos fiscales que aplicarán a partir del 18 y hasta el 24 de febrero.
Estos serán de 1.30 pesos por litro de Magna; de 0.09 pesos para la Premium y de 1.46 para el diésel, detalló en el Diario Oficial de la Federación, la reducción es de 14, 44 y 21 por ciento respectivamente, en comparación con los anunciados para enero. El mes pasado Hacienda ofreció estímulos fiscales para reducir la cuota del IEPS y estos fueron de 1.12 pesos por litro de Magna; de 0.05 para la Premium y de 1.15 pesos por Premium. El Financiero 17.02.2017.
http://www.elfinanciero.com.mx/economia/manana-gasolina-baja-dos-centavos-por-litro-hacienda.html

2 http://eleconomista.com.mx/industrias/2017/02/16/estimulos-fiscales-gasolina-funcionaran-precio-liberado